Buscador

17 de septiembre
Viernes XXIV

I Tim 6, 2c-12 Busca la fe, el amor, la paciencia, la mansedumbre

Dame más fe, dame más amor -sobre todo a las personas a las que nadie ama-, dame más paciencia, que viva cada día con ella, pues todo lo alcanza, y dame mansedumbre. Hazme dócil, sencillo, humilde, pobre de corazón

el don en ti

16 de septiembre
Jueves XXIV

Tim 4, 12-16 No desperdicies el don que hay en ti

Me maravilla, Señor, la cantidad de dones con los que me adornas. Y me perturba cómo los desperdicio. Sin que tanto talento vuelva a ti para alabanza de tu gloria. Como bien me conoces, y ya me sabes todo, te lo digo una vez más, para pedirte que no dejes de hacer tus maravillas en mi fragilidad.

Santa Cruz

14 de septiembre
Santa Cruz

Jn 3, 13-17 Tanto amó Dios al mundo

Es una cuestión entre tu amor y cada uno de nosotros, con la humanidad. La maravilla, la fuerza, el poder de tu amor. Tu voluntad de salvar toda perdición. Partamos de tu amor, partamos de tu acogida, partamos de tu aceptación, partamos del prodigio que nos muestras cada día, aunque no nos enteremos. Lo demás vendrá por añadidura.

Orantes

13 de septiembre
Lunes XXIV

Tim 2, 1-8 Que los hombres oren en todo lugar, alzando las manos

Humanidad unida en la oración. Delante de ti, Señor de todos los corazones. Unidos en ti, Señor y dador de vida. Intercediendo por los que sufren, por los oprimidos por toda clase de males, por los enfermos, por los descartados de la sociedad. Pidiéndote que nos hagas más tuyos y menos míos, más abiertos a ti y a los demás. Pidiendo, en definitiva, que se haga tu voluntad, que siempre es bella y buena para nosotros.

¿Quién soy?

12 de septiembre
XXIV domingo

Mc 8, 27-35 ¿Y vosotros quién decís que soy yo?

Cada día me lo preguntas. Y junto a tu pregunta me preguntas ¿quién soy yo?… y mientras la respuesta queda muda, también te escucho preguntarme ¿quién eres tú sin mí? ¿No soy tu yo? Y en medio de estas preguntas, con o sin respuestas, sostienes mi vida.
Hoy, 12 de septiembre, la Compañía de María celebra su fiesta patronal, el Dulce nombre. Vida, dulzura, esperanza nuestra. Rezad por los religiosos marianistas.

aniversario

11 de septiembre
Sábado XXIII

Lc 6, 43-49 el que es malo de la maldad saca el mal

Hoy, Señor, veinte años después de los atentados en New York y otros lugares, acontecimiento icónico para nuestra cultura, derrumbe de un mundo, seguimos cometiendo iniquidades, practicando el mal, atentando contra la vida, contra la integración de la creación. Muerte y dolor. Indignidad hacia el ser humano especialmente en la persona de los más pobres, de los descartados de nuestra sociedad. El hombre bueno d la bondad que atesora en su corazón saca el bien. Que así sea.
Hoy hace 38 años hice mis primeros votos en la Compañía de María. Rezad por mi.

Mi heredad

10 de septiembre
Viernes XXIII

Salmo 15 Tú eres Señor, el lote de mi heredad

Protégeme, Dios mío, que me refugio en ti. Yo digo al Señor, tú eres mi bien. El Señor es el lote de mi heredad y mi copa, mi suerte está en tu mano, me ha tocado un lote hermoso, me encanta mi heredad. Bendeciré al Señor que me aconseja, tengo siempre presente al Señor. Con él a mi derecha no vacilaré. Me enseñarás el sendero de la vida, me saciarás de gozo en tu presencia, de alegría perpetua a tu derecha.

Revestido

9 de septiembre
Jueves XXIII

Col 3, 12-17 Revestíos

Es el vestido con que tú, vestido de hermosura, nos invitas a ponernos: la compasión entrañable, la bondad, la humildad, la mansedumbre, la paciencia. Y el amor, vínculo de la unidad consumada. El amor contigo. Del que procede tu paz. Y todo lo que de palabra o de obra realicéis , sea todo en nombre de Jesús, dando gracias a Dios padre por medio de él.

Natividad de María

8 de septiembre
Natividad de la Virgen María

Mt 1, 1-16.18-23 Mirad, la virgen concebirá y dará a luz un hijo y le pondrán por nombre Emmanuel

Emmanuel. Dios con nosotros. Desde el seno de la Virgen María. Dios con nosotros. Dios con nosotros. Es la realidad, que tantas veces, en el día a día, olvido, y que no me canso de recordar y de proclamar. En Señor está con nosotros. Si Dios está con nosotros, ¿quién estará contra nosotros?